La guitarra eléctrica

La guitarra eléctrica

La guitarra eléctrica, no concebimos la música sin su sonido hoy en día, ¿verdad?

Poco tiempo en comparación con la guitarra española

La guitara eléctrica lleva con nosotros muy poco tiempo en comparación con nuestra querida guitarra española.

La verdad es que hoy en día estamos tan acostumbrados al sonido de la guitarra eléctrica que no nos damos cuenta de su importancia, de hecho, la mayoría de los grupos tienen entre sus componentes unos o dos guitarristas.

¿Qué sabemos de la guitarra eléctrica?

Historia de la guitarra eléctrica:

La guitarra eléctrica en los años 1900

A principios del siglo XX, las orquestas de baile y las bandas de jazz de los Estados Unidos de América utilizaban distintos tipos de guitarras, pero estas eran acústicas y no estaban sonorizadas, con lo cual eran meramente decorativas ya que no se les escuchaban.

La guitarra eléctrica en los años 1920

Estudiando la manera de resolver este problema, Lloyd Loar, ingeniero de la fabrica de guitarras Gibson, experimento con imanes y en 1924 diseño una pastilla que se podía acoplar a la guitara acústica, consiguiendo convertir las vibraciones en señales eléctricas que eran a su vez amplificadas por un altavoz.

La guitarra eléctrica en los años 1930

En 1931 Paul Barth y George Beauchamp, trabajadores de la Compañía Nacional Californiana donde también montaban pastillas para guitarras, se asociaron con Adolph Rickenbacker para formar la Electro String Company y comercializaron eléctricos.

En el año 1932 empezaron a construir la guitara eléctrica. Por otra parte Gibson empezó a producir el modelo ES-150 lanzado en 1935 y obteniendo un gran éxito.

En los años cuarenta entre músicos e ingenieros, se pusieron a trabajar para el diseño y fabricación de una guitara eléctrica compacta, de esta manera intentaban solucionar el problema que se producía al incorporar las a la guitarra acústica, dado que al tener el volumen del amplificador muy alto, el sonido del altavoz hacia vibrar el cuerpo de la guitara y produciendo una molesta distorsión del sonido.

Lo que hicieron fue aumentar la masa del instrumento para reducir la vibración, de aquí nace la apariencia compacta de la guitarra eléctrica.

La guitarra eléctrica en los años 1940

A principio de los años cuarenta, un guitarrista llamado Les Paul fabricó su propia guitarra, utilizando un mástil Gibson y un cuerpo hecho con madera de pino sobre el que montaron las pastillas y un puente, guitarra que quiso vender a Gibson y éste no mostro ningún interés.

Paul Bigsby en colaboración con el guitarrista Merle Travis, crearon una guitarra compacta con un aspecto muy similar a las guitarras eléctricas actuales.

Podemos decir que la primera guitarra eléctrica producida en serie fue la Fender Telecaster, llamada anteriormente Fender Broadcaster.

Su fabricante era Leo Fender, dueño de la Fender Eléctrica Instrument Company responsables de la fabricación de guitarras y amplificadores.

En 1945 fabrico el modelo Fender Stratocaster, convirtiéndose en la guitarra más famosa de la historia de las guitarras eléctricas.

Aunque Fender y Gibson son las guitarras eléctricas más famosas, también hay otras marcas que son muy importantes, tales como Gretsch, Rickenbacker, Epiphone o Jackson y Paul Reed Smith en los Estados Unidos y Selmer, Vox, Hofner.

La guitarra eléctrica en los años 1950

Gibson se asocio con Les Paul en el año 1952 para crear uno de los modelos más famosos, la guitarra Gibson Les Paul.

En los últimos años los fabricantes han experimentado con nuevas formas y nuevos materiales, pero a pesar de estos avances la mayoría de los guitarristas siguen prefiriendo guitarras eléctricas convencionales, pero con pastillas y sistemas de amplificación más perfectos que sus antecesores.